El delegado del Área de Desarrollo Urbano, Mariano Fuentes, ha firmado este miércoles el documento por el cual se cederá una parcela del Polígono Industrial de Vicálvaro a la Fundación Juan XXIII, que ha ganado el concurso para ocupar dicho espacio con un proyecto para la formación y empleo de las personas con discapacidad intelectual, especializado en el ámbito de la hostelería y la industria alimentaria.

La parcela, con una superficie de 6.195 metros cuadrados, se encuentra en la calle Barca del distrito de Vicálvaro y se ha adjudicado por un procedimiento abierto, mediante un concurso dirigido a fundaciones y otras entidades sin ánimo de lucro, que se inició en noviembre de 2018.

Una vez presentadas las ofertas y celebradas las correspondientes mesas de contratación, se ha materializado hoy la adjudicación del concurso para el proyecto de la Fundación Juan XXIII, que se ha comprometido a reservar un 10 % de las plazas a formación de personas empadronadas en el distrito de Vicálvaro.

La duración del derecho a usar la parcela será de 75 años y, sobre ella, la Fundación debe materializar su proyecto en el plazo máximo de cinco años. /