El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha entregado la Llave de Oro de la Villa de Madrid al emir de Catar, el jeque Tamim bin Hamad al Zani como “testimonio de amistad y reconocimiento al pueblo catarí” en un acto que se ha celebrado en el Salón de Plenos de la Casa de la Villa y que ha contado con la presencia de varios miembros de la corporación municipal, entre otros invitados.

Acto de entrega de la Llave de Oro de la Villa de Madrid al emir de Catar

La entrega de llaves, recogida desde 1988 en el Reglamento del Protocolo del Ayuntamiento de Madrid, tiene lugar cuando un jefe de Estado se encuentra en la ciudad de visita oficial. Previamente, ambos han pasado revista en la plaza de la Villa a la Unidad de Música de la Policía Municipal, Escuadrón y Policía a pie y el emir ha firmado en el Libro de Honor del Ayuntamiento.

Almeida ha puesto en valor las buenas relaciones de “plena amistad y sintonía” existentes entre España y el emirato de Catar desde hace ya medio siglo gracias a los jefes de Estado de ambas naciones que, a su juicio, “han sido cruciales y son dos argumentos definitivos contra los que creen que las monarquías son cosa del pasado”.

El alcalde ha destacado, asimismo, el cambio que desde los años 70 ha sufrido Catar, una transformación que ha sido fruto “de la visión y la determinación” y que ha convertido a este país en uno de los más ricos del planeta. Un ejemplo de ello es el proyecto estratégico ‘Qatar National Vision 2030’, liderado por el propio emir, entre cuyos objetivos se encuentra la transición energética, la diversificación de la economía del emirato y la atracción de nuevas inversiones. En este sentido, Almeida también ha hecho hincapié en las profundas relaciones económicas y comerciales existentes entre ambos países que, según ha señalado, “se profundizarán e intensificarán en los años que quedan hasta 2030”.

Respecto a la pandemia derivada de la COVID-19, el alcalde ha tenido palabras de agradecimiento para el emir, quien, de manera “generosa y desinteresada asumió el coste y la logística de repatriación” de los marinos, “entre los que se encontraban españoles”, que quedaron aislados en sus buques en la zona del Golfo Pérsico cuando estalló la crisis sanitaria.

Finalmente, el alcalde ha recordado que el próximo invierno se celebrará en Catar la Copa de Mundo FIFA 2022 y ha destacado la importancia de la celebración de este tipo de eventos “para la configuración económica de una nación y su contribución a la proyección internacional”./

 

José Luis Martínez-Almeida, alcalde de Madrid